¡La Escuela Náutica de Panamá, la hermanita chica de nuestra industria marítima!

Quizás para nuestros estudiantes de temas marítimos, de maestrías y de leyes, e incluso para ciertos profesionales de la industria marítima les sea completamente ajeno a sus exigencias de aprendizaje el hecho de conocer y de saber qué es la Escuela Náutica de Panamá y qué carreras imparte. Es incluso probable que más de uno de nuestros estudiantes panameños con inclinación hacia la industria marítima no sepa dónde está ubicada la Escuela y desconozca las necesidades y las expectativas de esta casa de estudios.

Esta serie que hoy comienza, quiere ofrecer un poco de historia, de conocimiento y de información para que los estudiantes de tantas disciplinas marítimas "compartan" un momento y piensen que todos estamos en la industria y que todos nos necesitamos. A la Escuela Náutica por lo general, llegan estudiantes de recursos económicos módicos, y sus familias hacen verdaderos sacrificios para sacar a esos jóvenes adelante en sus estudios. Cuando los cadetes se gradúan y salen Oficiales de Máquinas y Oficiales de Cubierta, les empieza el calvario! Tienen que engancharse.

El Enganche y sus dificultades

Es posible que el término de "engancharse" y "desengancharse" no les sea familiar. Engancharse significa que los cadetes y oficiales que ya han culminado sus estudios, deben conseguir que un barco les admita para poder trabajar a bordo el periodo práctico exigido. Quizás podemos llamarlos "pasantes de abordo". Pero qué difícil es lograr esos enganches. En el pasado, se ha creado legislación para promover y ayudar a nuestros marinos y oficiales, dándole descuentos importantes a los armadores que con naves abanderadas en el registro de Panamá contrataran a tripulantes de nacionalidad panameña. Sin embargo, este esquema nunca tuvo éxito

Debemos de hacer énfasis que es extremadamente duro para nuestros jóvenes panameños tener que laborar a bordo de naves de tripulaciones de nacionalidad mixta. La adaptación es difícil ya que por lo general en las naves se dan dos o tres nacionalidades comunes. Por ejemplo, los marinos son de nacionalidad filipina o indostana. Los oficiales de nacionalidad de un país de la Europa del este y por último el Capitán y el Jefe de Maquinas son de nacionalidad común (griega, británica, danesa, noruega, etc) ¿Qué hace un joven panameño a bordo, sí el idioma común de trabajo, según lo exige el código ISM será en este caso el inglés, pero a la hora de sentarse a comer o a departir en las horas de descanso, hablarán en filipino, rumano, ruso, griego o danés. Sin embargo esto es parte de la realidad y hay que adaptarse. Nuestros jóvenes se convertirán en profesionales y demostraran versatilidad, y un gran sentido de la fraternalidad al convivir con compañeros de distintas culturas, religiones y tradiciones todos dentro de un espacio pequeño y limitante como lo es en un barco.

Noche de Gala, ¡Olvidemos por un instante las penas y disfrutemos de una Graduación Inolvidable!

El pasado martes 7 de Mayo de 2002, en el Teatro Ascanio Arosemena en Balboa, se celebró el acto de graduación de la Vigésima Quinta promoción de Oficiales de la Escuela Náutica de Panamá. Fue una noche especial e inolvidable no sólo para el grupo de graduandos formado por 46 Oficiales de Cubierta, 16 Oficiales de Máquinas, sino para todos los asistentes. Tuvimos la oportunidad de admirar a los cadetes de la Escuela Náutica mientras se encontraban formados en línea esperando su turno para recibir, de mano de las autoridades panameñas, el titulo que los hace Oficiales de Maquinas y Oficiales de Cubierta. Verlos allí formados, serios y nerviosos, vestidos con el uniforme blanco de gala llenaban a todos los presentes de un gran orgullo.

El acto de esa noche triunfal, fue presidido por el Honorable Jerry Salazar, Administrador de la AMP y por la Honorable Bertilda García Escalona, Sub-Administradora de la AMP, junto al Ingeniero Vicente Rodríguez, Director de la Escuela Náutica y al Prof. Luis Rovira Mariscal, Sub-Director Administrativo de la Escuela Náutica, y para dar más lujo a esa noche de gala, se sumaron a la mesa principal los Directores de Marina Mercante, la Licenciada Marixenia de Barrios y de Gente de Mar, el Capt. Luis Pérez Salamero.

El éxito de la velada fue producto de muchos días repletos de actividad agotadora y de noches largas de insomnio por parte del comité organizador. La coordinación del evento estuvo a cargo de los Capitanes Sosimo Rovira y Aurelio J. Dutari Vlieg. El Capitán Dutari, ex-presidente de la APOM y persona muy conocida en nuestro país y en la industria, actuó como maestro de ceremonias, y condujo el acto con precisión de reloj suizo a lo largo de un programa completo y lleno de sorpresas para todos.

La Banda de Conciertos de la Policía Nacional deleitó al público con varias piezas musicales y la bendición religiosa estuvo a cargo del Reverendo Javier Barcenas.

Al celebrar las "bodas de plata" este año, la promoción del 2001-2002 dedicó un homenaje especial a la primera Promoción de Oficiales de Marina Mercante egresada de la Escuela Náutica de Panamá hace 25 años. Como testimonio de admiración y respeto se les entregó alfileres conmemorativos a dos de los oficiales egresados en 1977 y en representación de aquella primera promoción de jóvenes. El Capt. José V. Delgado Díaz y el Capt. Francisco Manuel Jaén recibieron el honor, ambos oficiales de gran prestigio y muy conocidos y admirados por la industria local e internacional.

Se crean dos nuevas tradiciones por iniciativa de los graduandos

Efectivamente, estos jóvenes graduandos acaban de marcar un hito al introducir dos símbolos que no existían en la ceremonia de graduación, y que desean se tornen tradición; El primero es que todos los graduandos acordaron encargar un escudo de tela para llevarlo cosido al uniforme, como símbolo de ser oficiales egresados de la Náutica que ingresan a la Marina Mercante. Estas insignias fueron entregadas durante la ceremonia por la Lic. Marixenia de Barrios, Directora de Marina Mercante.

La segunda iniciativa de los graduandos, que se espera se torne en tradición, fue la de crear el "Premio a la Perseverancia". Este premio otorgado al alumno que aunque ha tardado más en graduarse, se ha graduado. Recuerden que lo importante es llegar. Este joven decidido a graduarse y a embarcarse puso su empeño en su cometido y llego lento pero su perseverancia lo llevó a culminar su carrera y poder recibir su diploma de manos de las Autoridades Panameñas.

El acto de graduación fue muy significativo. Los graduandos, los profesores, los padres de familia y todos los asistentes estábamos sumamente emocionados, fue una gran noche que contó con la participación y asistencia de personalidades de la industria nacional en el acto, todos conocidos y que han apoyado de forma muy directa unos e indirecta otros a los cadetes. Y son precisamente estas personalidades de nuestra industria marítima quienes conocen la importancia de los graduandos. Estos muchachos, que motivados por la vocación al mar llegan a la Escuela Náutica, encuentran una institución que necesita mucho apoyo.

Reseña Histórica de la Escuela Náutica

El pasado de esta institución ha sido muy accidentado, y siempre dando tumbos, como podremos apreciar por la reseña histórica que me llegó a las manos; la Escuela Náutica de Panamá tiene sus orígenes en la Ley número 8 de 1925. Esta ley motivó a una serie de iniciativas para organizar un Centro de Formación, sin embargo no se logró, y es en la década de los años treinta cuando un grupo de italianos trataron de crear unos cursos en la Escuela de Artes y Oficios "Melchor Lasso de la Vega".

Debemos agradecer al Sindicato de Marinos de Panamá, ya que ellos logran que la Cámara Legislativa en 1958 y en 1959 creara la Escuela Náutica y Máquinas bajo la Dirección de un español, el Capitán de Altura Joaquín Larrauri.

Hacia 1960 se reorganiza nuevamente y toma su nombre actual "Escuela Náutica de Panamá". Estaba en un edificio propiedad del Estado entre la calle 11 Oeste y 9 Sur, pero el 12 de agosto un temporal que azotó la ciudad destruyó el edificio. Así pues, los muchachos se van "de prestado" y gracias a su perseverancia y a pesar de sus problemas económicos, logran que les habiliten 5 aulas en el Gimnasio de la Escuela de Artes y Oficios "Melchor Lasso de la Vega".

En 1961, gracias a la suma de nueve mil balboas aportadas por la Cía. Panamá Transport Co. (Esso Tankers) se completa el presupuesto de la escuela y logran funcionar un año más. En 1962 se le ofrece al Ministerio de Educación un globo de terreno de la finca "Aeropuerto de Paitilla" para que se construyera la Escuela Náutica de Panamá, y todo queda parado hasta 1967 cuando el costo de dicha obra se incluye en el anteproyecto de presupuesto al Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y en 1969 se crea una comisión para evaluar su ubicación. En octubre de 1969, la comisión presenta un informe y considera como futura ubicación a Taboga, a un edificio de la Zona Libre de Colon, a Veracruz, Puerto Caimito, o Bique. La decisión se inclina por el área de terreno en el área de Paitilla. Gracias al Convenio con el BID se inicia en 1971 la construcción de los edificios para la Escuela Náutica, y por decreto se reorganiza la misma, y es en el año 1972 cuando las escuela abre sus puertas para los muchachos que desean tomar cursos para Oficiales de Cubiertas y Maquinas, debido a que solo hasta ese entonces se dictaban cursos para marinos solamente. En ese momento la Escuela contaba con terrenos y edificaciones propias.

Pero la historia no acaba aquí. En vista de las obras del Corredor Sur se ven en la necesidad urgente de reubicar de nuevo a la Escuela Náutica.

Panamá recibe ayuda y apoyo internacional para la Náutica

En 1982, la Escuela Náutica, ha recibido asistencia de la Organización Marítima Internacional a través del Programa de la ONU, reformando planes de estudios que se ajustaran a la nueva exigencia de los Convenios Internacionales. Así mismo, la Agencia Internacional de Cooperación del Japón (JICA) a través del proyecto JICA-ENP logro elevar el nivel de educación marítima de Oficiales y la donación de maquinaria y equipo con los últimos adelantos en tecnología marítima, a un valor de unos 5.5 millones de balboas aproximadamente.

La Escuela Náutica posee simuladores de Radar, Arpa, Buque Tanquero, GMDSS, Automatismo, Calderas, Planta Diesel, y una Sala de Maquinas completa.

La Autoridad Marítima de Panamá adopta a la Escuela Náutica

Y coincidiendo con el contrato de concesión entre ICA y el Gobierno, al mismo tiempo se coincide con la creación de la Autoridad Marítima de Panamá y de esta forma, la Escuela Náutica deja de pertenecer al Ministerio de Educación para formar parte de la AMP. Le corresponde a la Dirección General de la Gente de Mar el trabajo de administrar a la escuela y de asegurarse el cumplimiento sobre educación, formación, titulación y guardia de la gente de mar, tal y como se establece en el Convenio Internacional STCW.

Ya estamos en 1998 y la Escuela Náutica se traslada desde Paitilla "temporalmente" al área de Albrook, sin embargo esta área no es la ideal, no hay infraestructura adecuada, ya que el edificio que ocupa las instalaciones, fue en su día construido para viviendas de militares en la antigua zona del canal, además de no ser de propiedad de la escuela o de la AMP y deben pagar arriendo.

Hace un par de años había planes de poder reubicar la Escuela Náutica al área de Rodman, pero al momento de escribir este articulo no había ninguna decisión al respecto. Así pues, los cadetes de la Náutica siguen esperando a que se les pueda reubicar en instalaciones propias especiales para poder dar cabida a sus simuladores y equipos de entrenamiento práctico, esta peticion se vio plasmada en el mensaje de graduación por parte de los graduandos del pasado martes 7 de mayo.

¿Cuáles son las carreras que imparte la Escuela Náutica?

Existen dos niveles de enseñanza; Superior, que ofrece las Licenciaturas en Ingeniería Náutica con especialización en Navegación y Transporte Marítimo (Oficial de Cubierta) y en Maquinaria Naval (Oficial de Maquina. Al igual que cualquier carrera universitaria, las de la Náutica duran cinco (5) años, sin embargo se diferencian en que los cuatro primeros son de instrucción teórica-práctica en tierra y el último año es de prácticas de entrenamiento a bordo de un buque de marina mercante.

Existe también un curso de Subalternos (marinos), curso que fue el precursor de la Escuela desde su fundación en 1958. los cursos de marino calificado se ofrecieron de acuerdo al departamento de buque: Marino Ordinario (cubierta), Aceitero Fogonero (Maquina), y de Ayudante de Cocina (Cámara Cocina). Se reformaron los planes de estudios y se unificaron las materias para dar paso al Marino Polivalente. Este curso tiene una duración de 12 meses, con "practicas profesionales" como parte de la formación náutica y de acuerdo a los convenios internacionales vigentes.

¿Qué es un Oficial de Cubierta y un Oficial de Maquinas?

Del programa que se repartió la noche de la graduación a los asistentes, se puede sacar unas definiciones para que el lector se beneficie, y pueda tener una visión clara de las diferentes carreras impartidas y lo que conlleva una vez se han graduado nuestros jóvenes.

El Oficial de Cubierta es el representante del Capitán de un buque y en todo momento durante su guardia, su responsabilidad primordial es garantizar la seguridad de la vida humana abordo del buque y su navegación, de la carga y de las instalaciones portuarias.

El Oficial de Maquinas es el representante del Jefe de Maquinas y en todo momento durante su guardia, su responsabilidad primordial es hacer que las maquinas de las que depende el buque, funcionen con seguridad y eficacia y sean debidamente mantenidas.

Todos los Oficiales de Cubierta y Oficiales de Maquinas tiene la obligación de cumplir en todo momento con todos los requisitos establecidos en el Convenio Internacional sobre Normas de Formación, Titulación y Guardia para la Gente de Mar, 1978/95.

Los oficiales de Cubierta recién graduados podrán ascender a Capitán y los oficiales de Maquinas recién graduados podrán ascender a Jefe de Maquinas siempre y cuando pasen por el período de embarque y aprueben los exámenes profesionales establecidos por las autoridades de la Republica de Panamá y por las Convenciones Internacionales.

En adición a su idoneidad profesional como Oficiales Mercantes, los egresados de la Escuela Náutica son también profesionales universitarios con capacitación y adiestramiento para desempeñarse en todos los campos públicos y privados de los negocios de transporte con un énfasis en el transporte de mercancías por mar. Los miembros de esta profesión ocupan puestos gerenciales en la Compañías y Autoridades Marítimo-Portuarias tanto de Panamá, como de otros países. Llevando siempre consigo el estandarte de orgullo de ser egresado de la Escuela Náutica de Panamá.

La mujer profesional en la industria marítima panameña

La primera mujer panameña se integra a los estudios de la Escuela Náutica en Panama a partir del año 2,000. Este hecho abrió el umbral dentro del pais a todas las mujeres que se sientan con la inclinación vocacional de la vida en el mar, ya que en años anteriores se habían graduado mujeres en universidades marítimas del exterior.

La oportunidad de verse involucradas en una industria muy dinámica, activa y tradicional es una experiencia muy gratificante. El mundo marítimo es por excelencia un mundo de hombres. Yo llevo en la industria más de veinte años y veo con complacencia que día a día la mujer va penetrando esas capas impermeables de puestos de trabajos exclusivos.

En el exterior, la visión de Panamá es de un país abierto a la presencia y participación activa femenina en la industria y nos han nombrado en la prensa internacional más de una vez como modelo en lograr que la mujer participe en la industria en todos sus niveles.

¡Los graduandos de la Náutica, ¡Un orgullo para el país!

Obviamente para muchos, la Escuela Náutica, como decía el titulo es la hermana chica de nuestra industria. No produce dinero, no llena las arcas del tesoro, no atrae inversión. Pero estamos seguros de esto? Veamos:

  • Produce profesionales capacitados que una vez trabajen a bordo de naves al final de mes giraran divisas a sus hogares en el territorio nacional.

  • Las arcas del tesoro se verán beneficiadas por estos profesionales, ya que si analizamos el aporte que ellos hacen a la economía nacional veremos que los Oficiales de Marina que laboran en el Canal son en su conjunto, el grupo profesional que más impuestos pagan al Fisco per capita.

  • Con profesionales capacitados la inversión asegura ser propicia porque se contará con profesionales de la industria capacitados.

Por esto el Licenciado Jerry Salazar en su discurso de cierre en la ceremonia de graduación exhorta a los graduandos a que trabajaran por un Panamá Marítimo.

Obviamente, que más se puede decir a estos muchachos sino que Dios nos los bendiga y los guíe durante el año de práctica que les falta, además de desearles a todos un futuro brillante, porque ellos llevan ya la insignia de la marina mercante, una tradición impuesta por ellos mismos para que con la frente en alto puedan decir: ¡Viva la Náutica!,¡ Viva Panamá!

graduacion graduacion

© María Dixon – ISM Shipping Solutions Ltd –Año 2002

Una versión editada de este articulo fue publicada en la sección de Mundo Maritimo de El Universal, Panamá, 2 de Septiember 2000,con el permiso del autor.